lunes, 11 de mayo de 2009

"ES TIEMPO DE ARROJAR TU CAPA"


Foto por: Película "El Zorro"

¡¡¡ Dios les bendiga rica y poderosamente !!!

Nuestra lectura bíblica de hoy: Marcos 10: 50, "ENTONCES, ARROJANDO SU CAPA, SE LEVANTÓ Y VINO A JESÚS"

La capa o manto consistía en un paño cuadrado de lino o algodón que se echaba sobre los hombros y que caía hacia las piernas, con dos aberturas en los brazos. Se usaba sobre el vestido, o podía llevarse colgado de un hombro (Nuevo Diccionario de la Biblia, pag. 897).

La capa no podía usarse para trabajar, se constituía en un impedimento, por eso en Mateo 24: 18 se deja bien claro que la capa se quitaba para trabajar, "Y EL QUE ESTÉ EN EL CAMPO, NO VUELVA ATRÁS A TOMAR SU CAPA".

Era una costumbre y una formalidad usar la capa en esos tiempos, pero a la vez hoy representa un tipo de impedimento para lograr una meta de alcanzar algo.

Cuando Jesús y sus discípulos llegarón a Jericó había una gran multitud y el ciego Bartimeo estaba sentado junto al camino mendingando.

Así mismo es que nos encontramos cuando no tenemos a Jesús, mendingando y ciegos, pues nuestra naturaleza humana no es suficiente para salvarse sin Cristo.

Cuando el ser humano vive una vida sin Cristo, por más dinero, por más pocesiones que tenga, su vida está vacía, es como un mendigo, como un ciego, tal y como se encontraba el ciego Bartimeo.

Pero este ciego escuchó de Jesús, escuchó que quien se encontraba ahí en ese tumulto era Jesús, "Y OYENDO QUE ERA JESÚS NAZARENO, COMENZÓ A DAR VOCES Y A DECIR: ¡JESÚS, HIJO DE DAVID, TEN MISERICORDIA DE MI!", Marcos 10: 47.

Este es un buen momento para clamar a Jesús por tu vida, por tu familia, por tu salud, por tu salvación. Yo no sé en cual condición tu te encuentras, pero es hora de que le digas a Jesús: ¡JESÚS, HIJO DE DAVID, TEN MISERICORDIA DE MI!.

Pero muchos reprendían a Bartimeo para que callara, pero él seguía clamando: ¡HIJO DE DAVID, TEN MISERICORDIA DE MI!.

Muchos te van a reprender, muchos te van a decir que para que te vas a convertir, muchos te van a discriminar, muchos te van a dar la espalda, pero déjame decirte que ninguno de ellos, ni tu amigote, ni tu amigota, ni tu compadrote, ni tu comadrota, ni tu familiar, ni tu compañero de trabajo o de estudios, nadie va a responder por tu alma, por tu salvación y en eso es que tienes que pensar.

En aquel día irremesible para todo ser humano que tengas que partir de este mundo, alguna de esas personas van a responder por tu alma?, seguro que no, por eso te traigo esta buena nueva de salvación: Jesús espera por tí, ven a Él.

Bartimeo no tuvo en cuenta su condición, no tuvo excusas, no tuvo en cuenta entretenciones, ni telecable, ni bonches, ni trabajo, ni estudios,ni bebidas, ni fiestas, él solo tenía un propósito: llegar a Jesús, por encima de toda circunstancia, y este es el mensaje que debes de recibir en esta hora, "llega a Jesús por encima de todo y de todos".

Y como Jesús no echa fuera a nadie,

Y como Jesús ve un corazón contrito y humillado, entonces mandó a llamar al ciego Bartimeo, y ya nadie podía reprenderlo.

Cuando Jesús te llama, no hay demonio que pueda interponerse, por eso es que no debes de rechazar el llamado que Jesús te hace en este mensaje.

En ese momento Bartimeo se despojó de todo obstáculo que pudiera impedir que llegara rápidamente al Señor, "ÉL ENTONCES, ARROJANDO SU CAPA, SE LEVANTÓ Y VINO A JESÚS", Marcos 10: 50.

A Bartimeo no le importó que su capa fuese de lino ó de algodón, lo que era importante para él, era que la capa le impedía llegar rápidamente al Maestro, y por eso la arrojó.

En esta hora te digo que debes de arrojar toda capa que te impida llegar a Jesús, arroja la capa de la duda, arroja la capa de los placeres, arroja la capa de la ira y el enojo, la capa de los celos, la capa de la envidia, la capa del adulterio y la fornicación, la capa de la pornografía, la capa de la arrogancia, la capa de la intolerancia, la capa del rencor, la capa del odio.

Arroja toda capa y ven a Jesús en procura de tu bendición, "HE AQUÍ EL TIEMPO ACEPTABLE, HE AQUÍ AHORA EL DÍA DE SALVACIÓN", 2da. Corintios 6:2.

Jesús quiere hacer el milagro en tu vida, en tu familia, Él quiere hacer algo grande que jamás has experimentado si vienes a Jesús, y así como le preguntó a Bartimeo, cuando arrrojó su capa, a tí también te pregunta, "RESPONDIENDO JESÚS, LE DIJO: ¿QUÉ QUIERES QUE TE HAGA? Y EL CIEGO LE DIJO: MAESTRO, QUE RECOBRE LA VISTA", Marcos 10: 51.

Dile a Jesús qué quiere que haga con tu vida, qué quiere que haga con ese problema que a veces te agobia, con esa enfermedad que tú crees que es grave.

Pregúntale qué quiere que haga con la salvación de tu preciosa alma, tan importante para Cristo.

Debes procurar tu bendición, tal y como Bartimeo la obtuvo, "Y JESÚS LE DIJO: VETE, TU FE TE HA SALVADO. Y EN SEGUIDA RECOBRÓ LA VISTA, Y SEGÚIA A JESÚS EN EL CAMINO", Marcos 10: 52.

Si tu cierras tus ojos por unos instantes, te darás cuenta de lo duro que es faltarle la vista a una persona, ímagínate como se sentía Bartimeo al recibir la vista.

Este mensaje debes de llevarlo a la profundidad de tu corazón, pues en estos tiempos duros y peligrosos que vivimos hoy en día, solo Jesús podrá darte la salida para escapar de todas las terribles cosas que se acercan para esta humanidad adúltera y pecadora.

"ES TIEMPO DE ARROJAR TU CAPA",

Es tiempo de tener un encuentro verdadero con Jesús, a lo mejor tu estás enquistado en religiones ó congregaciones vacías de la unción del Espíritu Santo, y tu vida espiritual está completamente estática, es hora de encontrarte verdaderamente con Jesús, y si no lo conoces, es tiempo de aceptarlo en tu corazón.

El tiempo de la gracia se termina,

Las puertas casi se cierran,

Estás a tiempo, ahora que respiras,

Cristo te ama,

Dios te guarde,

Héctor Paula

1 comentario:

Maritza dijo...

MARAVILLOSA EXHORTACIÓN PARA NUESTRAS ALMAS! MUCHAS GRACIAS.

BENDECIDOS TODOS.